Eric Moussambani

Históricamente se podría pensar que en las Olimpíadas compiten los atletas de élite de cada categoría manteniendo un standard de calidad y alto nivel de competencia, donde los deportistas más preparados del mundo baten records históricos y desafían los límites deportivos. Esta es la historia de Eric Moussambani, la excepción a la norma.

Proveniente de Guinea Ecuatorial, un país de escasos recursos, aprendió a nadar 8 meses antes de representar a su país en las olimpíadas de Sidney del año 2000. Se había presentado en el equipo de atletismo, pero al estar completo el cupo le ofrecieron postularse a natación, sin saber nadar.

Eric aceptó la invitación, y comenzó a practicar inicialmente en ríos y finalmente en una piscina de un hotel de Malabo, de tan sólo 22 metros.

Se presentó a las olimpíadas de Sidney, en donde tres contendientes de países en vía de desarrollo competían como invitados; Kalim Bare de Nigeria, Farkhod Oripov de Tayikistán, y Eric de Guinea Ecuatorial.

Preparándose para el comienzo, los dos competidores de Eric se arrojan al agua antes de tiempo, quedando descalificados. Toda la atención se concentra en el único nadador.

Tal como se observa en el video, Eric con gran esfuerzo y exhausto logra terminar la carrera. Logró el record negativo más grande de la historia de la natación profesional y al finalizar la prueba, confesó que casi se ahoga. Cabe destacar que ganó la carrera por descalificación de los competidores.

Posteriormente se convirtió una celebridad, tanto en su país como en las olimpíadas, rematándose su traje de baño en miles de dólares, la prensa lo bautizó “Eric, la Anguila”.

Es el actual entrenador del equipo nacional de natación de Guinea Ecuatorial.

 

Publicado en: Videos

Comentar